Record de entregas y baja contratación de buques mercantes en 2011

Record de entregas y baja contratación de buques mercantes en 2011



Durante 2011, las entregas de buques nuevos volvieron a marcar un record histórico, totalizando 163,6 millones de tpm (+13,2%). El 60,3% de las entregas correspondieron a graneleros, con 99,2 millones de tpm (un 16,1% de la flota de este tipo de buques existente a finales de 2011). Las de petroleros totalizaron 39,7 millones de tpm (el 9,0% de la flota existente) con un aumento del 24,3% respecto al año anterior. Finalmente, se entregaron 1,2 millones de TEU de portacontenedores.

Por el contrario, la contratación de buques nuevos se redujo en un 52,9%, con sólo 63,3 millones de tpm encargadas. En términos de CGT (unidad que mide aproximadamente la carga de trabajo para el astillero) los encargos se redujeron un 30% hasta 25 millones de CGT. Platou estima que en 2011 se invirtieron unos 50.000 millones de dólares en buques de nueva construcción, un tercio menos que en 2010.

Los segmentos más afectados fueron los de graneleros y petroleros, cuyos encargos se redujeron a la tercera parte y, aún así, el 44,2% de los buques encargados fueron graneleros y el 14,5% petroleros. La contratación de portacontenedores totalizó 18,5 millones de tpm en 2011 frente a 7,8 millones de tpm en 2010, debido, en gran medida, a la contratación de 20 buques de 18.000 TEU cada uno por parte de AP Möller-Maersk. Sin embargo, durante 2011 también se contrataron 50 LNGs, una cifra altísima si se compara con los 13 contratados en 2010. Tras el desastre nuclear de Japón, muchos países comenzaron a buscar energías alternativas a la nuclear impulsando la demanda de este tipo de buques.

Las dificultades encontradas por los armadores para financiar buques ya encargados, así como la imposibilidad de algunos astilleros para hacer frente a sus obligaciones, han conducido a unos niveles de cancelaciones muy altos en los últimos años. En 2011, se cancelaron 13 millones de tpm de graneleros, 10 millones de tpm de buques tanque y 0,2 millones de TEU de portacontenedores.

Por países constructores, China, Corea y Japón continuaron siendo los líderes del mercado sumando el 83,5% de las CGT encargadas en 2011. Corea obtuvo el 43,5% de los nuevos encargos, mientras que China, a pesar de registrar un descenso del 46,4%, obtuvo el 27,2% de las CGT encargadas. Los astilleros de la UE-27 lograron únicamente el 4,9% de los nuevos contratos en CGT, de los que un 0,6% recayó en los astilleros españoles. Por segundo año consecutivo no se contrató en España ningún buque mercante de transporte y se contrataron 7 buques de servicios de distintos tipos (remolcadores, buques de salvamento y lucha anticontaminación, etc.) frente a los 25 que se encargaron el año anterior. De estos buques, tan sólo 1 fue para un armador nacional y los otros 6 para exportación.

La fuerte disminución de los encargos y el aumento de las entregas redujeron la cartera de pedidos en un 24,5%, hasta 321,5 millones de tpm a 1 de enero de 2012. Los graneleros suponían, en esa fecha, el 58,7% de la cartera de pedidos; los petroleros el 23,3% y los portacontenedores el 14,2%, con 45,8 millones de tpm.

Los precios de las nuevas construcciones se redujeron durante 2011 en torno al 10%, quedando un 40% por debajo de los máximos alcanzados a mediados de 2008, debido a que la demanda está muy por debajo de la capacidad de construcción de los astilleros (estimada en unos 50 millones de CGT/año) y existe una gran competencia. Además, la fortaleza de algunas monedas, como el yen o el yuan, frente al dólar produce un efecto de reducción en los precios de las nuevas construcciones en dólares.

Para 2012 se espera que, en los tres principales segmentos, la flota mundial crezca de nuevo por encima de la demanda y, como consecuencia, que los fletes continúen muy bajos (en niveles similares a los de 2011), por lo que los niveles de encargos serán probablemente similares a los del año anterior.

(24-5-12)