ICS presenta un plan en la OMI para lograr cero emisiones netas del sector en 2050

Duplica el objetivo establecido en la Estrategia inicial de la OMI de reducir las emisiones un 50%

7/10/2021 - La Cámara Naviera Internacional (ICS), que representa el 80% de las empresas navieras de todo el mundo, ha presentado en la Organización Marítima Internacional (OMI) una propuesta con las medidas urgentes que deben tomar los gobiernos para ayudar al sector marítimo a la consecución del objetivo de cero emisiones netas de CO2 en 2050. Este plan duplica el objetivo establecido en la Estrategia inicial de la OMI de reducción de las emisiones en un 50% en 2050.

El plan remitido incluye un fondo obligatorio de I + D para desarrollar tecnologías con cero emisiones netas de carbono y la imposición de una ‘tasa al carbono’ para el transporte marítimo que sirva para acelerar la transición a combustibles con cero emisiones de carbono, más costosos que los convencionales.

Según Esben Poulsson, presidente de ICS, la propuesta establece el ‘cómo’ y el ‘qué’. “Les decimos a los gobiernos que, si realmente quieren llegar a ese objetivo de cero emisiones, deben pasar de compromisos vacíos a acciones tangibles”, explicó Poulsson.

Para ICS, la adopción por la OMI de este objetivo de cero emisiones enviará el mensaje alto y claro que busca el sector del transporte marítimo, así como los proveedores de energía, los constructores navales y los fabricantes de motores, para que las inversiones en combustibles alternativos y tecnología con cero emisiones puedan acelerarse y adecuarse a la demanda.

Dada la vida útil de los buques, que se sitúa en torno a los 25 años de media, si el sector quiere cumplir este ambicioso objetivo, debe tener operativos miles de buques con cero emisiones netas en 2030. Para ello es fundamental que la OMI adopte medidas urgentes, necesarias para acelerar los niveles de madurez tecnológica.

John Adams, presidente del grupo de trabajo de medidas para gases de efecto invernadero destacó que se había invertido una gran cantidad de tiempo analizando las propuestas más efectivas y equitativas para poder descarbonizar el transporte marítimo. “Si los gobiernos las adoptan en la OMI, estas medidas podrían conducir a una regulación que moverá rápidamente al sector del transporte marítimo y las industrias asociadas hacia un futuro sin emisiones de carbono”, declaró Adams.

Para ICS, un paso clave es que los gobiernos aprueben el establecimiento del Fondo Internacional de Investigación Marítima (International Maritime Research Fund, IMRF) dotado con 5.000 millones de dólares, y sobre el que se previsiblemente se discutirá en la próxima reunión del Comité de protección del medio marino de la OMI (MEPC 76), en noviembre.

Este fondo IMRF servirá para acelerar el desarrollo de buques con cero emisiones netas, “sin que los gobiernos tengan que usar el dinero de los contribuyentes”, explican desde ICS. Estará financiado mediante contribuciones obligatorias de los armadores en todo el mundo a través de una ‘tasa al carbono’, que el sector quiere que se establezca en 2023.

De forma paralela y para acelerar esta transición, ICS también ha hecho una propuesta para una ‘tasa al carbono’ para el transporte marítimo, que será discutida por los Estados miembros de la OMI en una reunión a mediados de este mes de octubre. El objetivo de esta tasa es que ayude a cerrar la brecha de precios entre los combustibles alternativos y los convencionales.

Asimismo, los fondos recaudados podrían utilizarse para financiar el desarrollo de nuevas infraestructuras, esenciales para el abastecimiento de los nuevos combustibles en puertos de todo el mundo y para asegurar la uniformidad de esta ‘transición verde’ en los países desarrollados y las economías en vías de desarrollo antes de 2050.

El texto de la propuesta, disponible en inglés en el siguiente enlace, también incluye planes para compartir la propiedad intelectual entre los innovadores del sector en tecnologías con cero carbono, para acelerar el ritmo del cambio dentro del transporte marítimo.